alejandrasalasimagen

¿Tienes una imagen digital que cuidar? Mejora tu imagen (digital) con estos consejos.

Ajá, a que no sabías que también tienes una imagen digital a la que ponerle algo de atención. Esta es la principal razón por la que no estoy de acuerdo cuando me dicen que después de la pandemia o durante el confinamiento, la imagen personal ha pasado a un segundo lugar. No solo porque nuestra imagen personal debe venir desde un lugar interior, sino porque ya en la práctica no es así. Dentro de nuestra imagen personal, ahora tenemos una arista más, nuestra imagen digital. Hoy por acá vengo hablarles un poco más sobre imagen y estrategias de comunicación.

Si te interesa aprender a combinar la imagen personal con tu comunicación y expresión, prueba mi servicio Fortalece tu Imagen Pro.
Si te interesa aprender a combinar la imagen personal con tu comunicación y expresión, prueba mi servicio Fortalece tu Imagen Pro.

Siempre lo digo, estamos comunicando todo el tiempo a través de nuestra imagen personal. Y con las redes ahora sí que lo hacemos non-stop, es decir nunca paramos, las 24 horas, a través de lo que subimos a nuestros perfiles, a través de lo que comunicamos cuando nos conectamos a nuestras reuniones en Zoom o como llevamos nuestras marcas digitales personales.

Delante de la cámara

Empecemos porque hemos tenido un aumento exponencial frente al lente de las cámaras, aunque sea delante de las llamadas de Zoom. Antes, era necesario tomar en cuenta nuestros perfiles en redes más profesionales como Linkedin o Facebook, pero con eso ya no basta.  

Primer y gran consejo: mira tu entorno laboral. Sí, ese fondo que parece totalmente inadvertido, pero importa y mucho. Tiene un efecto directo en la percepción que tienen los demás sobre ti. Así que mejor y tener algo de control sobre el mensaje que está enviando. Pregúntate: ¿qué dice de ti los elementos detrás, tu decoración o la iluminación del lugar?

Expresión y lenguaje corporal

¡Importa! El uso de tus manos para poder expresarte mejor, la distancia entre tu rostro y la cámara, el tono con el que te diriges a tus jefes, compañeros o clientes. Solo por ponerte un ejemplo. Recuerda que el cerebro asume que estás en persona, así que es igual de importante.  

Tu imagen prendas y colores

Y por último, algunos consejitos dentro de la imagen personal. Entre esos la elección de colores. Sabemos que cada color tiene una conexión psicológica a la que le podemos sacar ventajas según lo que queramos expresar. O según nuestros objetivos al momento de comunicar un mensaje específico. Los colores comunican, pero también los prints y diseños. Cuidado con los efectos visuales como patrones y texturas. Flores o cuadros muy grandes pueden llegar a distraer. Nada de rayas de alto contraste o cuadros finos pues pueden llevarte al efecto moiré en la cámara. Ese efecto en donde parece que tu ropa tiene movimiento. Asimismo, cuídate de las sedas y satines, pues pueden reflejar la luz de formas que no te beneficien.

Recuerda, prendas más estructuradas si requieres de mayor seriedad y rigidez, mientras que atuendos más casuales si te quieres ver accesible, amigable y conversacional. Espero que estos tips te ayuden y te motiven a llevar tu imagen digital a otro nivel.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>