Prendas y Estilo

Estas son las mentiras que seguro ya te contaste sobre tu estilo personal

¿Cuáles son los mitos que se piensa del estilo personal? Te advierto que los hay por montones y aquí te resumo algunos que pueden estar saboteando tu imagen y estilo.

Tener estilo cuesta demasiado

Alguien con estilo obviamente tiene mucho dinero para poder comprar prendas de diseñador, marcas costosas o cada una de las diferentes tendencias que llegan todos los meses a las vitrinas de las tiendas. Y la única forma de verte con estilo es teniendo este tipo de prendas y accesorios… Obviamente, no hay nada más alejado a la realidad. No porque algo sea más caro, significa que tenga estilo, no es garantía de nada.

Requiere demasiado esfuerzo

Para tener estilo hay que vestirse para impresionar. Tienes que siempre estar pendiente de cada una de las tendencias, lo que está IN y OUT cada mes. Seguir y rodearte de fashion bloggers, revistas de moda, influencers.

Otra gran mentira…

El estilo es lo que tú haces de él, es decir tú tienes el control. Hay un espectro de esfuerzo en cada estilo y lo ideal es encontrar el punto en donde no te sientas obligada a nada.

Prendas y Estilo

Requiere cero esfuerzos

Ahora nos vamos al otro extremo, porque también es un mito importante a la hora de hablar de estilo. Muchos piensan que el tener estilo viene sin ningún tipo de esfuerzo. Entonces, ven a personas “con estilo” y piensan que son deliberadamente así.

Y el estilo requiere de trabajo de introspección, de conocerse muy bien, seguridad y saber adaptarlo a las etapas de la vida. De aquí también nace otra gran mentira: descifro mi estilo y ya está. Pero, así como es parte de nosotros, el estilo personal es dinámico. Una vez que conozcas tus estilos puedes ir variando entre ellos, así que es incorrecto etiquetarte en uno.

El estilo es moda

Ya revisamos el mito de que tienes que comprar tendencias para tener estilo, pero dentro de la confusión entre moda y estilo hay más mentiras a las que ponerle ojo. No tienes que amar la moda para poder tener estilo, no tienes que consumir moda todo el tiempo para poder desarrollar tu estilo. Y por lo mismo, no tienes que usar prendas extravagantes o muy diferente para sentir qué tienes estilo. Lo diferente está en apreciar lo que te hace ser tú y no obligarte a nada más.

Y todo esto para…

Para decirte que el estilo personal es solo eso, personal. Yo puedo contarte todos los mitos y mentiras, puedo darte recomendaciones como Asesora de imagen, pero eres tu quien tendrá la potestad de decidir que te beneficia y que no, que suena a ti y a tu esencia. Así que hoy te motivo a que busques tu estilo personal, con mucha paciencia, con guía y descubras una parte de ti.

alejandrasalasimagen

¿Por qué todos necesitamos un asesor de imagen? (Especialmente Post Pandemia)

Para darte una mini introducción (y de una vez ir eliminando mitos), al escuchar asesoría de imagen, Personal shopper, stylist, nuestra mente nos lleva directamente al costo. Asociamos este tipo de servicio con celebridades, políticos o personas en el medio que necesitan gozar de una buena imagen externa. Además, personas que obviamente tienen el dinero para poder acceder a un servicio tan “exclusivo”. Y se entiende, porque en el pasado esta situación era popular, pero ya no. Hoy pasó de ser una exclusividad a una necesidad, así que te cuento porque todos necesitamos un asesor de imagen en nuestras vidas (sí, inclusive yo) y más aún después de la pandemia.

Somos más visuales

Hoy más que nunca la imagen es percepción y comunicación. El uso de redes sociales y plataformas virtuales para poder conectarnos, socializar y trabajar hizo que nuestra imagen personal ahora esté comunicando las 24 horas del día. Ya no hay dónde esconderse. Si queremos cumplir con ciertos objetivos y propósitos en nuestra vida, la imagen personal puede ser un aliado imprescindible.  

Estar comunicando siempre, nos lleva a otra de las razones por las que ahora es cuando necesitamos aliarnos con nuestra imagen personal. Un motivo más interno, y es que también estamos recibiendo siempre impactos visuales de terceros. Si no son bien manejados pueden llevarnos a una comparación constante. Algo que solo puede afectar nuestra autoestima y autopercepción. El asesor de imagen es una figura externa a tu vida y por lo tanto imparcial, que tiene los conocimientos para guiarte hacia una aceptación. Unir quien eres con quien quieres ser.

¡Lo necesitas hoy!

Y es que los efectos post pandemia en nuestra imagen personal ya los estamos viviendo hoy, en nuestros trabajos, en nuestra motivación para quedarnos en casa y frente a lo que vemos en el espejo todos los días. No han faltado en mi consulta y a través de las redes sociales, personas que me hacen saber cuánto les está costando regresar a su imagen previa al Covid. A quienes sentían que eran antes de la pandemia. Y ahí esta el problema, pensar que todo tiene que volver a ser como lo era. Lo que ves en el espejo ya no concuerda con lo que vives o sientes por dentro.

Y es que sí, la imagen personal es el reflejo de nuestras emociones y cuando no concuerdan es cuando la motivación desaparece. Al comprender todos los conceptos que componen nuestra imagen interna, se puede explorar cómo crear conscientemente lo que se quiere en el exterior. Adaptarla a nuestros propósitos y objetivos deseados actuales. Así que, si te sientes algo perdido después de la pandemia con tu imagen personal, recuerda que el proceso de una asesoría de imagen te acompaña a explorar de adentro hacia afuera. A crear una fuerza interior que se refleje en nuestro exterior y adaptarte a los momentos de cambio.

alejandrasalas

Tendencias conscientes: ¿cómo sumarlas a nuestro Armario?

Hoy quiero darte unos consejos rápidos acerca de las prendas de temporada o las famosas tendencias. Rápidos, porque son consejos que nacen del día a día de la asesoría de imagen; que nacen de tener que lidiar con las ganas de comprar lo que vemos cada temporada en vitrina (sí, me pasa a mi también), pero además porque son muy fáciles y básicos para incorporar tendencias conscientes.

Estos tips te ayudarán a ir sumando este tipo de prendas a tu armario de una forma ordenada, con método. El objetivo: no llenarnos de prendas que no usaremos y que serán, sobretodo, un estorbo para la funcionalidad de tu armario. Pero no te preocupes que todas hemos vivido algo similar. Nos ilusionamos con alguna pieza de temporada y después llegan los remordimientos porque nunca más la volvemos a usar. Aquí te cuento como sumar tendencias a nuestro armario: 

  1. Definir que tenemos

Este paso tal vez no pueda ser el más divertido para algunas, pero sin duda es el más revelador y por lo tanto uno de los más importantes. Se recomienda hacer un détox de armario al menos dos veces al año, más aún si vives en algún lugar que tenga las 4 estaciones completas. Esto te permite cambiar de guardarropa por el clima y de paso sacar todo lo que ya no se usa o está en mal estado. Si vives en un lugar con 2 estaciones, igual es un hábito que debes implementar porque es la oportunidad para chequear lo que tenemos. Indagar entre todas las piezas y fijarnos especialmente en:

  • Los colores
  • Los moldes (tipo de prendas ejemplo: pantalones rectos)

Al tener una idea de qué colores y qué tipo de prendas tienes ya en tu armario puedes:

  • Reconocer cuáles son las prendas de tendencia para TU conveniencia, es decir cuales serían más fáciles de integrar a tu armario actual.
  • Saber los colores que TU quisieras empezar a integrar en tu guardarropa, si los colores en tendencia son combinables con lo que ya venías incluyendo en tu armario de pasadas temporadas, o si se integran con tu paleta de color personal.

2. Hablemos de complementos

Una forma de ir sumando prendas de tendencia sin aventurarnos demasiado es enfocarnos en los accesorios. Especialmente cuando no estamos seguras de nuestro tipo de estilo y cómo las prendas de temporada pueden aportar para potencializarlo. ¿Qué debes hacer? Siempre volver al primer paso, es decir verificar los complementos que tenemos en nuestro armario, los colores y tamaños para decidir cuáles comprar.

La mega ventaja de escoger los complementos o accesorios es que la inversión puede ser menor, así como el riesgo de no corresponder con tus estilos. Por otro lado, te da la oportunidad de implementar prendas de temporada aún si ya sabes que no son parte de tu estilo. Suena contradictorio, pero se vale. Imagina que solo deseas darle un toque de actualidad a tus looks, sin importar si la tendencia es o no parte de tu estilo, los accesorios de temporada te permiten hacerlo.

3. Atención a los moldes

Otro tip para sumar tendencias conscientes es elegir un máximo de moldes o cortes de las prendas que quieres integrar. Es decir, escoge un máximo de 5 tipos de prenda, por ejemplo: pantalón recto, vestido envolvente, camiseta con cuello en V etc. Tener un plan de cuantos tipos de prendas escoger te ayudará a que una vez que estén en tu armario, sean fáciles de combinar entre sí. Si en cambio, no te organizas puedes terminar con mucha variedad de moldes y complicaciones para combinarlos.  

4. Mas allá de las prendas

A veces cuando hablamos de temporadas y de seguir alguna tendencia, inmediatamente pensamos únicamente en prendas y accesorios. Pero para darle un toque actual a un estilismo también se suman otros aspectos. Pregúntate cómo se ve tu estilismo (look) completo, es decir el overall: ¿me queda bien, con qué otras cosas puedes empezar a lucirlo mejor? A veces un corte de cabello o un update en el maquillaje puede ayudarte a darle ese toque de modernismo a tus conjuntos en tu día a día.

Espero que esta pueda ser una guía para que tu también puedas adquirir tendencias conscientes.

¿Nuevo yo? Hablemos de hábitos de imagen y cuidado personal

En este camino de metas y desafíos a veces nos olvidamos de tener en cuenta una de las relaciones más importantes para la vida: la relación con uno mismo. Hablamos de resoluciones para tu imagen y cuidado personal.

Una de las tendencias más fuertes para los próximos años dentro de la industria de la moda y la belleza es el amor propio. Hacer de nuestras rutinas de cuidado algo más que personal, algo casi holístico. Vestir con conciencia no solo para preservar el medio ambiente y nuestros bolsillos, pero también para darnos cuidado, atención y seguridad. La tendencia es llegar a lo emocional. Autocuidado en todo sentido, empezando por dentro y externalizándolo a través del uso de productos de belleza y prendas que representen estas emociones.

Crear hábitos no es para nada una tarea fácil, de ahí la importancia de incluirlos en nuestra lista de metas. Empezar con esta lista es una invitación a la reflexión, a tratar de conectar con lo que necesitamos más allá de lo material y físico que a veces la moda, la industria de la belleza y la imagen personal parece ofrecer. 

Ese cambio de perspectiva de lo banal y superficial a lo holístico y emocional puede ser un poco complicado, especialmente cuando nos han enseñado que dedicarnos tiempo, mimos y pensar en nuestra imagen es incorrecto, egoísta y egocéntrico.

Hacer de nuestras rutinas de cuidado algo más que personal, algo casi holístico. Vestir con conciencia no solo para preservar el medio ambiente y nuestros bolsillos, pero también para darnos cuidado, atención y seguridad. La tendencia es llegar a lo emocional.

Resoluciones de estilo

Algunas preguntas que podrían ayudar a plasmar estas resoluciones a manera de reflexión son las siguientes:

  • ¿Amas lo que ves frente al espejo todos los días, puedes reconocerte en él?
  • ¿Qué acciones concretas y reales puedo hacer para empezar a trabajar esa imagen ideal que busco?
  • ¿Qué te gustaría dejar de sentir al momento de verte frente al espejo?
  • ¿Cuántas veces te criticas o comparas frente a terceros?
  • ¿Qué emociones me gustaría tener al vestirme cada mañana?
  • ¿Cuánto tiempo dedico a mi y a mi rutina de cuidado personal?
  • ¿Cómo están tus hábitos de compras, compras sin sentido?

Cuerpo y Armario

Al hablar de resoluciones e imagen personal, los dos temas más sonados y apetecidos son la relación con el cuerpo y la relación con el armario. El cuerpo, lamentablemente, es donde encontramos la mayoría de inseguridades que traspasan la imagen física y llegan a solidificarse en nuestra mente. Indagar en la relación con tu cuerpo puede ser una muy buena idea para empezar y una excelente resolución para el resto del 2021. Hay muchos y diferentes juicios, creencias e ideas preconcebidas que cada uno tiene al momento de hablar del cuerpo ideal y que debemos empezar a cuestionar.

La relación con el armario llega de la parte práctica, de las ganas de organización, pero también de ejecución en menor tiempo, de aprovechar prendas y dejar espacio para nuevas cosas, esta vez en el 2021.